Domingo, 25 Junio 2017

  • ARROZ DIANA.jpg
Después de conocerse por Invías la liquidación del contrato con el consorcio Collins encargado de las obras del túnel de la línea por demoras en la entrega del proyecto de infraestructura vial más importante del país, se genera ahora preocupación entre las autoridades del municipio de Cajamarca que reclaman del ex contratista la cancelación de los impuestos que se le deben al municipio por concepto del proyecto túnel de la línea.
 
El alcalde de Cajamarca William Poveda manifestó que los ex contratistas de las obras del túnel de la línea le deben al municipio por concepto de impuesto más de 20 mil millones de pesos, haciendo un llamado al gobierno nacional e Invías para que se busque la manera de ayudar a subsanar la problemática, que lo único que busca es favorecer fiscalmente al municipio que por derecho tiene que recuperar los recursos que fiscalmente favorecen a la localidad y serán de vital importancia para atender necesidades de desarrollo estructural del municipio.
 
 
El Alcalde de Cajamarca parece querer aceptar la explotación minera de La Colosa, según él, porque ello le puede representar los recursos económicos necesarios para cumplir con su Plan de Desarrollo. Según un portal web local, dijo que “todos los alcaldes han trabajado con AngloGold Ashanti… y todos los que vengan tendrán que trabajar con la empresa, o es que no le van a cobrar impuestos, o si no con que hacemos las obras, con que cumplimos si no tenemos plata”.

Pero hay malas noticias para el Alcalde de la despensa agrícola: los anhelados recursos que espera recibir no van a llegar. Si está esperando las regalías, debe saber que estas se liquidan solo en fase de explotación, por ahora La Colosa está en exploración y habría que esperar al menos hasta el año 2022 para que hubiera lugar a algún recurso por este rubro. Seguramente en ese tiempo el ya no será Alcalde y su Plan de Desarrollo será historia.

Pero su desconocimiento es aún mayor. Si está contando con el impuesto de Industria y Comercio tal vez no sepa que el artículo 231 del Código Minero prohíbe gravar con impuestos departamentales y municipales las actividades de exploración y explotación mineras, por lo que el municipio nunca recibirá por ese tributo recursos de AngloGold Ashanti.

Además, todos los demás impuestos que pudiera pagar ese proyecto van a parar al fisco nacional, en donde ya se sabe que se transfieren de manera inequitativa y que terminan beneficiando los territorios más prósperos, no las pequeñas poblaciones productoras que se quedan con todos los problemas sociales y ambientales.

No queda más que esperar una victoria contundente del NO en la Consulta Popular de ese municipio, porque ya está claro que su Alcalde está viviendo de fantasías.
 
César Picón
Twitter @cesarpicon
  1. Más Leídas
  2. Últimas
  3. Destacadas

Error: No articles to display

Error: No articles to display

Error: No articles to display